Multimedia

Noticias

Finalmente las organizaciones sociales que trabajan en salud sexual y reproductiva serán recibidas por el Ministro de Salud Pública

Publicado el 16/09/2020

Mañana jueves 17 de setiembre a las 14 horas en la sede del MSP se reunirán representantes del movimiento social, que han impulsado las políticas en salud y derechos sexuales y reproductivos, con el fin de conocer las prioridades de las nuevas autoridades en los servicios creados por las leyes de la nueva agenda de derechos y su proyección durante esta Administración.

Las demandas elaboradas por numerosas organizaciones de la sociedad civil involucran la situación de niñas y adolescentes que han transitado por embarazos forzados producto de abuso y violación; irregularidades en la atención de aborto, la difusión de estos servicios -particularmente en tiempo de pandemia- el acceso universal a la medicación de personas con VIH; los requerimientos de la población LGBTTIQ+ y la implementación de la ley integral de violencia basada en género y hacia las mujeres, entre otros.

El objetivo es que las autoridades nos informen sobre el presupuesto asignado para las políticas integrales en SSR, pero también conocer los mecanismos que aseguren políticas de salud basadas en derechos humanos y con perspectiva de género.

Entre las demandas de los movimientos sociales se pueden mencionar el acceso sin restricciones a los servicios de salud sexual y reproductiva establecidos como obligatorios para los prestadores del Sistema Nacional Integrado de Salud por ley; la asignación de recursos humanos y presupuestales necesarios para el acceso universal e insumos para todas las prestaciones requeridas en el campo de los DSR, incluyendo métodos anticonceptivos y medicación para aborto; la difusión de los servicios para que toda la población conozca sus derechos y los ejerza, sin discriminaciones; el fortalecimiento de los sistemas de denuncia cuando los derechos son vulnerados; la generación de mecanismos de reparación a las víctimas y la optimización del funcionamiento de los servicios legales de aborto teniendo en cuenta barreras como los altos niveles de objeción de conciencia por parte de los profesionales de la ginecología, garantizando así la adecuada rectoría del MSP.